Cómo asegurar en escalada

Todos los deportes extremos implican un nivel elevado de riesgo, pero no por ello quiere decir que sus participantes tengan que correr peligro, así que todos tienen sus medidas de seguridad para protegerlos, como ocurre en el caso de las escaladas.

Quienes están comenzando en este deporte se cuestionan mucho sobre este tema, si verdaderamente estarán seguros al iniciar su ascenso hacia la cúspide, ya que resulta muy peligroso caer desde cualquier distancia, y que por supuesto, es algo que nadie desea que le suceda.

Entendiendo el temor que hay por la seguridad en este deporte, utilizaremos este artículo para detallarte cómo asegurar en escalada, la forma correcta de hacerlo, y que te permitirá estar seguro mientras practicas esta disciplina deportiva.

Formas de asegurar una buena escalada sin complicaciones

La escalada es un deporte seguro, siempre que se utilicen las medidas necesarias para ello, que sus participantes sean conscientes de que no pueden omitirlas por ningún motivo, así que presta mucha atención en la información que encontrarás en los siguientes apartados.

1.      Asegurar la polea

Una de las técnicas de aseguramiento más utilizada en la escalada es la que se hace en polea, aquella donde el escalador se encarga desde la posición estable de recoger cuerda, permaneciendo atento ante cualquier circunstancia, pese a que no sea el primero en escalar.

Para esta técnica, es necesario que la cuerda se mantenga más o menos tensa, según lo considere necesario el escalador.

En los primeros dos metros de la vía se tiene que mantener la cuerda tensa para evitar que el escalador llegue hasta el suelo en caso de caída, así que es fundamental que en esta técnica siempre se tenga el freno en buena posición para accionarse, evitando lo más posible el ángulo 0.

2.      Asegurar con cuerda doble

Otra de las técnicas de aseguramiento de escalada que es muy utilizada es la que se realiza con cuerda doble, algo que se necesita en lagunas ocasiones, pero sobre todo cuando se está haciendo una escalada alpina o en pared.

Para este tipo de aseguramiento se recomienda utilizar una plaqueta de freno, ya que cuenta con dos orificios para colocar ambas cuerdas, evitando así que se creen nudos entre ellas, lo cual sería un gran contratiempo para el escalador, y que afectaría en gran medida su tiempo de desempeño.

3.      Asegurar con nudo dinámico

También el nudo dinámico es muy recomendable en las escaladas, tanto para el primero como para el segundo, debido a que el nudo se encarga de proporcionar un frenado muy bueno, y que es fácil de manejar por el escalador.

Si se quiere utilizar esta técnica, se necesita de un mosquetón grande para ello, el cual debe ser curvo tipo HMS, ya que es el que puede facilitar su funcionamiento. A diferencia de la plaqueta de freno, el nudo dinámico se tiene que mantener en ángulo 0 para que pueda trabajar a su máxima capacidad.

4.      Asegurar con el Grigri

Existe un equipo llamado grigri que es utilizando para asegurar las vías deportivas usando seguros sólidos, los cuales se bloquean de forma automática, y que presentan un frenado más estático en cuanto a otros dispositivos de seguro.

Cuando se utiliza el grigri para asegurar la escalada se tiene que evitar que la cuerda se quede entre la manivela de frenado y el dispositivo, así que se debe tomar con fuerza la parte superior de este, y dar cuerda mientras se realiza el desbloqueo.

Se trata de una operación delicada, y si el escalador llega a caerse, solo se tiene que soltar el grigri para que este se encargue de bloquear la cuerda, aunque también se le puede dar cuerda tirando lentamente de estas por medio del grigri.

5.      Asegurar desde la reunión

Cuando se esté realizando una ruta donde hay varios largos, es necesario que se aseguren a todos los participantes según la perspectiva de las reuniones, es la más cómoda de todas, aunque no siempre es posible de hacer.

En el caso de que si se pueda realizar, en algunas oportunidades se hacen montadas a partir de tornillos de expansión, pero en otras ocasiones se tienen que montar en otros sistemas de protección y seguro.

Para que todos los participantes estén seguros es necesario que las reuniones sean sólidas, que tengan al menos dos puntos buenos de seguro cuando se empleen anclajes químicos.

6.      Asegurar al primero de cuerda

Y por último, pero no menos importante, queremos hablarte de la técnica de aseguramiento de escalada para el primero de la cuerda, el cual estará asegurado al arnés, para que así se pueda controlar su caída con más facilidad, disipando así la energía que se produce en ese momento, y evitando un poco el impacto en la reunión.

Para que el escalador esté seguro, es necesario que se coloque una pieza de seguro solamente para que salga de la reunión, así evitará que haya otro factor de caída que termine direccionando la cuerda.

Con estas técnicas podrás asegurar una escalada, así que utilízalas para hacer de este deporte una actividad física segura en todo momento, y que seguro te servirá para llenarte de mucha adrenalina y energía, como con ninguna otra lo conseguirás.

 

Deja una respuesta